INAMER está comprometida en mantener un ambiente de trabajo sano y seguro para todos los trabajadores y contratistas.

El consumo de alcohol y drogas produce efectos en el organismo que ocasionan alteración de las capacidades físicas y mentales, que afectan en gran medida la seguridad, eficiencia y productividad del trabajador.

Por ello, INAMER establece una política sobre alcohol y drogas basada en las siguientes directrices:

  • El uso, introducción, posesión y distribución de drogas en nuestras instalaciones está terminantemente prohibido, tanto a nuestros trabajadores como a los contratistas que realicen tareas en las mismas.
  • El uso, introducción, posesión, distribución o estar bajo los efectos del alcohol en nuestras instalaciones está terminantemente prohibido, tanto a nuestros trabajadores como a los contratistas que realicen tareas en las mismas.
  • Está explícitamente prohibido fumar en el interior de las instalaciones, especialmente en zonas de atmósferas explosivas ,así como en el interior de sus vehículos de servicio o de transporte de cargas.
  • Está prohibido para los trabajadores, presentarse en la empresa bajo el efecto de alcohol o drogas, ni llevar a cabo tareas en estas situaciones.

Nuestra tolerancia del nivel de alcohol y drogas es cero.